El Ayuntamiento de Terrassa y Mina han llegado a un acuerdo para facilitar el traspaso del servicio de agua a la nueva empresa pública EPEL Terrassa Ciclo del agua.

El acuerdo, que se enmarca estrictamente en el proceso de traspaso, se fundamenta en el compromiso por parte de Mina al desistir en la judicialización del proceso y colaborar lealmente en el traspaso del servicio y por parte del Ayuntamiento en el compromiso de analizar el uso de bienes y servicios de los cuales Mina dispone, y que pueden ser de interés por la EPEL a la hora de asumir la gestión del servicio, como puede ser el alquiler de las actuales oficinas y las aplicaciones informáticas o la adquisición de la agua de los pozos propiedad de Mina. Por lo tanto, no es cierto que se haya llegado a un acuerdo de gestión mixta (público-privada) cómo publican algunos medios.

Desde Terrassa en Comú creemos que es una buena noticia que repercutirá en el beneficio de toda la ciudad. Celebramos que finalmente Mina después de haber negado durante los últimos 3 años la titularidad pública del servicio por parte del Ayuntamiento, haya reconocido la decisión de municipalizar el servicio por parte del Ayuntamiento de Terrassa, asuma que la gestión del agua será 100% pública y esté dispuesta a desistir de la vía judicial y a colaborar lealmente en el traspaso del servicio.