Hoy empiezan en Terrassa los Corporate Games, un acontecimiento que ya nació con muchas sombras y opacidad en el mandato anterior con un convenio que firmó el Ayuntamiento con la empresa organizadora por un importe de más de 40.000€ y que no tenía ningún contenido; literalmente se concedió este importe con un plan director en blanco sin especificar los compromisos del Ayuntamiento y de la empresa.